Creación de empresas - Crear empresas en España
Guía de compra Registro Mapa del Web Información Quienes Somos
Sociedad Limitada Sociedad Anónima Sociedades Laborales Sociedades Cooperativas
 
.
CREANDO EMPRESA Fuentes de financiación bancarias
     

 

DIC-2001
Vamos a tratar en este artículo de los instrumentos bancarios más utilizados para la financiación de la empresa. En concreto veremos:

1) El descuento de efectos
2) La póliza de crédito
3) El leasing
4) El renting
5) El préstamo


1) El descuento de efectos.- Consiste en la presentación por parte de la empresa a la entidad bancaria de créditos pendientes de cobro formalizados como letras de cambio o pagarés. La empresa tenedora de dichos documentos puede solicitar del banco que le anticipe el importe antes de llegar al vencimiento expresado en el documento. Por esa disposición previa el banco cobra intereses y comisiones. Es un método flexible puesto que permite disponer de efectivo en función de los desfases de tesorería, pero es más caro que otros instrumentos.

2) La póliza de crédito.- Esta modalidad también llamada linea de crédito se utiliza fundamentalmente en el corto plazo, cuando existen tensiones temporales de liquidez. El banco abre una cuenta por el importe solicitado y la empresa puede disponer del mismo en función de sus necesidades. Por la cantidad dispuesta se cargan unos intereses, normalmente de periodicidad trimestral y por el importe no dispuesto el banco cobra una pequeña comisión. La renovación es anual. Es importante realizar con carácter previo un estudio profundo de las necesidades de liquidez,para ajustarse el máximo posible en la petición. No hay que olvidar que la apertura del crédito conlleva una serie de comisiones como corretaje, estudio, etc. Este método, frente al descuento de efectos, tiene la ventaja de ser más barato, pero también es menos flexible. Además la concesión por parte del banco de la apertura de la linea de crédito, estará condicionada al tiempo de actividad de la empresa, solvencia, avalistas y, en general, a la capacidad de devolución del importe solicitado. En algunos casos la entidad bancaria puede dejar a disposición de la empresa el importe solicitado pero con el compromiso de ésta de ir amortizando trimestralmente parte del principal. Normalmente este método es utilizado por el banco en aquellos casos en los que la empresa no ofrece una garantía plena.

3) El leasing.- El leasing es utilizado para la financiación de activo inmovilizado: maquinaria, ordenadores, mobiliario, etc.La entidad finaciera compra el activo deseado por la empresa, cede a ésta el derecho de uso como arrendataria, y a cambio debe pagar un número determinado de cuotas, según lo pactado, más una final denominada valor residual cuyo pago otorga la propiedad final del bién. Cada una de las cuotas esta compuesta por amortización del principal, intereses e IVA. Tiene ventajas fiscales al poderse deducir como gasto un porcentaje superior de amortización al establecido en tablas para activos adquiridos por otros medios. El coste es ligeramente superior al de un préstamo normal y su utilización dependerá de la situación fiscal y de tesorería de la empresa. Si una empresa no tiene beneficios, el leasing no le aportará ninguna ventaja por tener un gasto deducible superior. Por otra parte si una empresa necesita afrontar una inversión y tiene una gran cantidad de IVA repercutido, quizás le convenga pedir un préstamo, pagar el activo y obtener la factura del mismo y por tanto ejercitar la deducción del IVA de una sola vez y no a plazos como sucede en el leasing.

4) El renting.- El renting es básicamente un alquiler sin opción de compra y como tal cada cuota pagada tiene, en su totalidad, la consideración de gasto deducible. Resulta más caro que el leasing ya que la cuota incluye el seguro y mantenimiento del activo adquirido. Este sistema es utilizado mayormente en caso de activos de rápida obsolescencia o de mantenimiento críticos, ya que en caso de avería o fallo es la empresa de renting la que se ocupa de su reparación o reposición.

e) El préstamo.- Es normalmente utilizado para financiación a largo plazo. Puede ser hipotecario o personal en función de la garantía aportada. El hipotecario suele tener unas condiciones más favorables. Ninguno de ellos tiene ventajas fiscales, pero es el instrumento adecuado para financiar la adquisición de un local, una oficina, u otros activos de vida útil superior al año.

Como se comentaba en el artículo del boletín pasado, es requisito fundamental para acceder a cualquiera de estos métodos de financiación estar en disposición de ofrecer una buena garantía a la entidad financiera, por lo que una empresa de nueva creación, con socios y/o administradores que carezcan de bienes con los que avalar, o tengan rentas complementarias tendrán dificultades para acceder a estas opciones.

© Improdex Desarrollo Empresarial S.L.





Colaboraciones Partners Publicidad Sala de Prensa
Visualización óptima Aviso Legal Privacidad y cookies
©Improdex Desarrollo Empresarial 2001-2012- Todos los Derechos Reservados.
Inscrita en el R.M. Madrid Tomo 7488. Libro 0. Folio 1. Sec. 8ª . Hoja M-121131 - CIF: B-80794217